Pez Paraíso

Muy conocido y popular en el mundo del acuarismo es el Pez Paraíso, llamado también como Macropodo y que deriva de la familia de los laberíntidos, no solo por su hermoso colorido que lo hace un ornamento ideal para cualquier pecera, sino porque es una especie que suele adaptarse a muchos tipos de medio ambiente, por lo que también es uno de los peces de acuario que resulta adaptable a cualquier acuario. Un punto a favor del Pez Paraíso es que soporta la hipoxia, gracias a que tiene la capacidad de vivir ante la total ausencia del oxígeno, debido a que en su hábitat natural se le suele encontrar en pantanos, arrozales y otros espacios que carecen de éste elemento.

Hermoso Pez Paraíso

Si te apasiona el acuarismo y deseas saber más sobre este bello pez, es hora de continuar leyendo este post en el que podrás saber todos los detalles y cuidados que amerita esta especie.

Hábitat Natural del Pez Paraíso

Sin dudas uno de los peces más resistentes es el Paraíso, pues tiene la capacidad, como ya te hemos dicho, de sobrevivir en circunstancias hostiles. Este pez de origen asiático, específicamente del oriente de este continente, y sus primeras apariciones fueron en el rio chino de  Yangtze, y también suele habitar la isla Hainan, el norte de Vietnam y los ríos de Taiwán. En su hábitat natural, este pez suele estar rodeado de abundante vegetación, por lo que de esa misma forma debes adecuar su pecera, de manera que no generes estrés en el pez y sea capaz de contar con mayor longevidad.

Características Morfológicas del Pez Paraíso (Tamaño, Color, Cuanto Tiempo Viven)

En cuanto a su morfología, el Pez Paraíso se destaca por contar con un alargado y robusto cuerpo, que cuenta con aletas dorsales y anales bastante alargadas y de color violeta rojizo, que lo hacen atractivo para los amantes del acuarismo. Además tiene una caudal alargada, ancha y bifurcada.

Características del Pez Paraíso

Si hablamos de sus tonalidades, la gama de colores de este pez puede ser bastante variada, paseándose por tonalidades azules, naranjas y marrones, que son combinadas siempre con líneas rojas o azules. Otra particularidad de esta especie son las transparencias de sus aletas pectorales, mientras que las aletas del vientre suelen tener tonalidades violetas.

El Pez Paraíso suele contar con un tamaño de 7 a 10 cm, aproximadamente, siendo la hembra la que cuenta con menor tamaño pero mayor colorido,  mientras que los machos son más pequeños pero con tonalidades mucho más intensas y unos radios finos en sus aletas anales y dorsales, que le proporcionan mayor flexibilidad a la hora de nadar.

Un Pez Paraíso bien cuidado puede llegar a vivir de 4 a 5 años

Comportamiento de los Peces Paraíso

Comportamiento de los Peces Paraíso

Así como es de bello y llamativo, el Pez Paraíso puede llegar a ser muy bruco en su comportamiento, debido a que es una especie muy territorial y al encontrarse con otra especie puede llegar a atacarla violentamente para causar que ésta se aleje. Es un pez que entre sus hábitos nocturnos procura la soledad de manera de aprovechar el momento para alimentarse de algunas especies como los mosquitos o algunos crustáceos.

Se reconoce al Pez Paraíso como una especie muy inteligente y poco temerosa a la hora de su contacto con los humanos, de hecho disfruta ser alimentado de la propia mano del hombre.

La Alimentación que el Pez Paraíso Requiere

Sin dudas, la alimentación del Pez Paraíso es vital para su longevidad, pues este pez que se caracteriza por su temperamento hostil, lucirá los más bellos colores y vivirá tanto tiempo como lo cuides a través de los alimentos que le proporcionas, pues de allí podrás fortalecer las defensas de esta especie que es reconocida por su resistencia.

Alimentación de un Pez Paraíso

Al igual que la mayoría de los peces, el Paraíso es omnívoro, y suelen comer pequeños peces, algunos camarones, larvas de mosquito, insectos; pero además consumen muy bien los alimentos para peces que se consiguen en las tiendas para mascotas, los cuales siempre debes combinar con  alimentos vivos, porque al no hacerlo pueden perder el apetito, recuerda que se trata de una especie que adora buscar su alimento.

En cuanto a la frecuencia de su alimentación, es bueno que le proporciones al Pez Paraíso alimento al menos 3 veces por día, en pequeñas cantidades, pues así estará activo y evitarás que el resto de la comida que no consuma se convierta en un residuo que ensuciará tu pecera. Es importante que al menos dos veces a la semana le proporciones algún alimento vivo.

Tipos de Pez Paraíso

Como muchas especies, el Pez Paraíso cuenta con una variedad de ejemplares que es bueno que conozcas,  y a continuación te presentaremos los más destacados, para que decidas si incorporarlos o no a tu acuario.

Pez Paraíso Albino

Pez Paraíso Albino

Sin duda uno de los ejemplares más fáciles de adaptarse a cualquier ambiente y temperatura, se diferencian por sus lentos movimientos a la hora de nadar, y porque casi siempre, bien cuidado, alcanza hasta los 10 cm de tamaño.

Pez Paraíso Verde

Pez Paraíso Verde

Es un tipo de pez que suele tener una de las dietas más variadas de su especie, además de caracterizarse por ser un amante de la soledad, tanto así que prefiere nadar por las noches para evitar el contacto con el resto de las especies con las que convive.

Pez Paraíso Azul

Pez Paraíso Azul

Es de los más pacíficos de la familia de los peces Paraíso, suele disfrutar demasiado de sus escondites, por lo que su acuario debe contar con algunos trocos u otras estructuras que le sirvan para hacer su propio “nido”.

Qué Debe de Tener el Acuario para un Pez Paraíso

Ya sabes que el Pez Paraíso es una de la especies más resistentes, pero igual es bueno que sepas que debe contar con un acuario de al menos 50 litros de agua, en el que podrás incorporar al menos un ejemplar macho con 3 hembras, a las cuales debes disponerle suficiente vegetación que le sirva de escondite ante los ataques acosadores que el macho regularmente suele tener.

Acuario para un pez Paraíso

Estos peces pueden soportar temperaturas de hasta 18°C , pero es bueno que le proporciones una de 26°C. Es indispensable que el acuario cuente con una tapa pues suelen consumir su alimento en la superficie y saltar para alcanzarlo, por lo que pueden salirse de la pecera.

¿Qué Debo Evitar Meter en mi Acuario?

Nunca es bueno incorporar en el acuario de un Pez Paraíso, elementos de mucho peso o con acabado puntiagudo, pues suelen lesionarlos. Opta por vegetación natural y no artificial.

¿Qué Temperatura Debe Tener el Agua?

Aunque puede soportar cualquier temperatura, que no sea inferior a los 18°C, el pez Paraíso puede soportar hasta los 26°C, y vivir en aguas blandas o duras con un pH de 6 a 8.

¿Puedo meter otras especies en mi acuario?

Ya sabes que el Pez Paraíso suele ser muy agresivo por su carácter territorial,  así que no es bueno que los mezcles con peces de aetas coloridas, ni con especies como el Betta. Pero lo menos recomendable es permitir que convivan con peces machos de su misma especie, pues se tornan más agresivos aún.

Solo en su fase de juventud, los machos Paraíso pueden convivir.

Enfermedades Típicas del Pez Paraíso

Por ser un pez fuerte que sobrevive casi en cualquier hábitat, el Paraíso suele contagiarse de pocas enfermedades, y las que le afectan suelen ser leves. Las condiciones del agua y los parásitos de  las especies que conviven con él son las que usualmente hacen que enferme, así como las heridas que otros peces le pueden causar a sus aletas ante la agresividad que le caracteriza.

Cómo se Reproduce el Pez Paraíso

Su resistencia ante casi cualquier temperatura y hábitat, hacen que el Pez Paraíso se reproduzca sin mayores inconvenientes. En su especie quien se encarga de hacer el nido de burbujas es el macho, el cual lo construye lo más profundo posible a fin de evitar que las crías puedan escaparse y sean devoradas por otros peces.

Como se reproduce un pez paraíso

Como parte de su cortejo, el macho golpea a la hembra a nivel del vientre de manera que ésta pueda poner los huevecillos; una vez que lo hace, el macho libera el esperma y junta los huevos en su boca para trasladarlos al nido que previamente ha hecho. Es el macho quien también se encarga del cuidado y custodia de los alevines.

Las crías de los peces Paraíso nacen después de transcurridas las 24 o 30 horas, y tras cinco días de su nacimiento ya comienzan a disfrutar del nado. Es importante que tengas en cuenta que aunque se trata de peces fuertes, las crías de los Paraíso deben tener una alimentación alta en vitaminas y proteínas, por lo que se aconseja darles yema de huevo para que sobrevivan.

Precio del Pez Paraíso

Dentro del mundo del acuarismo, el pez paraíso es una de las especies más asequible, por lo que en los acuarios y tiendas de mascotas podrás conseguirlo en un costo que oscila entre entre los 3 y los 8 €.